¿Es ilegal irse de putas en Valencia?

irse de putas en Valencia

Son muchas las personas que se preguntan si "irse de putas en Valencia" y ejercer la prostitución es ilegal, y desde felina Valencia queremos aclarar esta cuestión.

Prostitución en el código penal

Ejercer la prostitución en Valencia o ser consumidor, al igual que en el resto del estado español, no es ilegal. Siempre y cuando sea ejercida por una persona adulta y por su propia voluntad. En cambio si que se considera un delito aquella persona que extorsione o fuerce al ejercicio de la prostitución por otras personas. Tal como se establece en los artículos 187, 188 y 189.

Aún así, "irse de putas" o ejercer la prostitución en ciertas ciudades de España, puede conllevar sanciones y multas tanto a los clientes como a las prostitutas. Algunas ciudades como Valencia, Barcelona, Castellón, Ibiza, Lleida, Bilbao, Málaga, Sevilla o Granada, disponen de leyes que sancionan el ejercicio de la prostitución en la calle, multas que van desde los 300 hasta los 3.000 € según la ciudad.

Además, actualmente en Madrid se están llevando planes de acción para acabar con la prostitución callejera. La Policía ha multado a un centenar de clientes de prostitutas en la colonia Marconi y a 30 putas por exhibicionismo en las proximidades de lugares destinados a menores, parques o centros culturales. Multas que pueden oscilar entre 100 € y 30.000 €.

Para poder aplicar estas sanciones, los agentes utilizan la nueva la Ley de Seguridad Ciudadana, conocida como Ley Mordaza. En concreto, se penaliza "solicitar y disfrutar por parte del demandante de servicios sexuales en zonas de tránsito público, cerca de lugares destinados a su uso por menores (colegios, parques...) o en zonas que pueda generar un riesgo para la seguridad vial".

Las sanciones administrativas para los clientes van, en función de la gravedad, entre los 600 € y los 30.000 €; y para las prostitutas, de 100 € a 600 €. Las multas pueden pagarse al instante o posteriormente. En caso de negarse al pago (la administración tendría potestad para ordenar al banco un embargo de la cuenta) y volver a multar de forma reiterada, pudiendo también presentar acusaciones penales alegando desacato a la autoridad.

¿Dónde irse de putas en Valencia? ¿Dónde ejercer?

Por ello, como podéis ver "irse de putas" o ejercer la prostitución según como se haga puede salir muy caro. Para ello, hay lugares como felina Valencia, que disponen de licencia administrativa específica donde poder ofrecer y disfrutar de estos servicios sexuales.

En felina Valencia disponemos de las condiciones legales, sanitarias y logísticas necesarias para poder disfrutar de un encuentro sexual sin riesgos ni preocupaciones. Además de colaborar con un amplio equipo de profesionales y bellas chicas, dispuestas a tener una cita inolvidable. Todas ellas son mujeres libres que deciden por su propia voluntad y nos han elegido como lugar donde ejercer su profesión.

En felina Valencia os esperamos y ayudamos en todo lo posible para que podáis realizar todas vuestras fantasías realidad en el mejor ambiente de Valencia. Lujo, confort y placer...

Buscar en el blog

Últimas entradas

Sexo Anal: Cómo disfrutarlo
Sexo Anal: Cómo disfrutarlo
Felina Valencia escorts Covid19
Felina Valencia, abierto de nuevo
Caricias, besos y miradas: Girlfriend Experience en Valencia
Caricias, besos y miradas: Girlfriend Experience (GFE)
Consejos para pasar la cuarentena sin escorts
Consejos para pasar la cuarentena sin escorts
Medidas contra el coronavirus en Felina VLC
Medidas contra el coronavirus en Felina Valencia

Redes sociales

Club de alterne y escorts de lujo en Valencia
Felina Valencia
Visítanos

FELINA VALENCIA

Calle Naturalista Rafael Cisternas, 6B
46010 Valencia

 

+34 961 053 154 / +34 677 000 222

METRO
Línea 5 y 7 - Parada Aragón.

BUS
10, 12, 32, 71, 80 y N1.

COCHE
Fácil aparcamiento; zona gratuita.

TAXI
A 10 minutos en taxi desde el centro de Valencia. Cuidado con los taxistas, algunos intentarán llevarte a otra casa relax o club para cobrar una comisión. No lo olvides, nuestra casa nunca está cerrada.