Mia no está disponible

Escorts disponibles en Felina

Ardiente escort de lujo de Colombia

Horario: NocheEdad: 30 años
Nacionalidad: ColombianaIdiomas: Español, catalán
Medidas: 85x62x93Peso: 50 kg
Estatura: 161 cmPelo: Morena
Pecho: Natural

Servicios

Chicas de CompañíaTríoEscort para parejasClub swingerBesosDespedida de solteroDúplexFrancés completoGarganta profundaLésbicoLluvia doradaFetichesFrancés facialOrgías sexualesEscort a HotelEscort a domicilioStrap OnSexo oral

Descripción

¡Hola amigos! Mi nombre es Mia y soy de Colombia aunque ya hace un tiempecito que estoy en Barcelona. Actualmente presto mis servicios como escort de lujo en La Suite porque es un sitio precioso y con buen ambiente. De mí os puedo contar que me gusta mucho sonreír porque así es como hay que ir por la vida. Soy una chica normal, simpática, parlanchina y bastante abierta. Con los hombres me gusta ser dulce y cariñosa para que pasen un rato agradable y pasional. No me gusta el sexo anal ni hago squirting pero me atrevo con las mujeres (¿te apetece un trío conmigo?), se me da bien la garganta profunda y también hago beso negro entre otras muchas cosas. ¿Quieres conocerme? Puedo desplazarme hasta tu casa o tu hotel, también hago salidas como chica de compañía o acompañante para club de swingers. Seré una chica buena y no tendrás ni una queja por mi parte... Pregunta por mi disponibilidad por email o al teléfono que te aparece en pantalla.



¿Has estado con Mia?

Danos tu opinión sobre tu experiencia en Felina Valencia
Para dudas sobre tarifas, disponibilidad, servicios o reservas contacte a través del formulario de contacto.
Cuéntanos

Visítanos en Valencia

FELINA VALENCIA

Calle Naturalista Rafael Cisternas, 6B
46010 Valencia


+34 961 053 154 / +34 677 000 222

METRO
Línea 5 y 7 - Parada Aragón.

BUS
10, 12, 32, 71, 80 y N1.

COCHE
Fácil aparcamiento; zona gratuita.

TAXI
A 10 minutos en taxi desde el centro de Valencia. Cuidado con los taxistas, algunos intentarán llevarte a otra casa relax o club para cobrar una comisión. No lo olvides, nuestra casa nunca está cerrada.